elegir-una-puerta-automática

Tanto si vives en un bloque de vecinos como si tu casa es una vivienda unifamiliar, el acceso a tu garaje lo harás a través de una puerta automática. Si vas a hacer un cambio, en este artículo te damos algunas claves para elegir una puerta automática que se adecúe a las necesidades de tu vivienda o comunidad.

Las puertas de garaje para accesos de vehículos tienen tanta variedad y pueden ser tan versátiles que la tarea de elegir una puerta automática puede convertirse en una tarea compleja si no se conocen bien las características y recomendaciones de cada una.

Como siempre, es inteligente dejarse asesorar por técnicos expertos en la materia, pero si quieres tener un conocimiento general sobre cuáles son las opciones, te lo contamos en este artículo.

Factores a tener en cuenta según el tipo de vivienda

Vamos a repasar una serie de cosas que hemos de considerar antes de elegir nuestra puerta automática. Por supuesto, dependerá mucho de si la instalación es para una casa unifamiliar o para un edificio de una comunidad de vecinos. También del espacio disponible para la instalación del automatismo, las preferencias estéticas y los materiales.

Nuestras recomendaciones se basan en qué clase de puerta se instala de manera más habitual para cada tipo de vivienda, pero el espacio y nivel de uso son claves.

Si vives en un unifamiliar tendrás la ventaja de poder decidir qué tipo de puerta instalar, pero si vives en una comunidad de vecinos esta decisión tendrá que consensuarse. En ambos casos, hay varios factores a considerar. Dicho lo cual, ¡vamos a ello!

Puertas para Vivienda Unifamiliar

elegir-una-puerta-automática

Las puertas de garaje son de las primeras cosas que vemos de la fachada de una vivienda. Por lo tanto, es necesario que esta concuerde con la estética del edificio y fachada.

Dependiendo de si se trata de una puerta instalada en la valla de acceso exterior a la parcela, o si está en el mismo garaje, el tipo de sistema recomendado varía de una a otra. Cuando se trata del acceso exterior a la parcela, suelen instalarse puertas correderas o puertas abatibles o batientes. La elección de una o de otra variante depende de muchos factores.

Puertas automáticas correderas

Las puertas de recorrido lateral, corren por el suelo a través de un carril. Se instalan en espacios sin techado porque la estructura de la puerta lo permite. Son puertas con mayor riesgo para peatones, sobre todo en la zona de cierre y sobre todo si son de puertas de barrotes, ya que pueden ser un “juguete” para los pequeños.

Siempre es necesario instalar medidas de seguridad como fotocélulas, bandas antiaplastamiento, motores de 24 V… y por supuesto no permitir que los niños se acerquen a ellas. La seguridad es lo primero.

Puertas automáticas abatibles o batientes

El sistema de apertura de las puertas abatibles, por el contrario, es el mismo que una puerta convencional, su giro se da en la vertical de la hoja. Permiten su instalación en superficies sin techo y son adecuadas para uso intensivo.

La pega es que no se recomiendan para cubrir un hueco muy ancho ya que la única sujeción del batiente se soporta en los pernios y, a mayores dimensiones, mayor peso y, a su vez, desgaste de éstos.

Son puertas fáciles de mantener con una mecánica mucho más simple que otro tipo de puertas. Aunque son más económicas por el tipo de automatismo que llevan, se encarecen cuando se trata de dos hojas porque también llevan dos motores.

Puertas automáticas seccionales

En cuanto a la puerta automática propiamente del garaje, la puerta seccional es más la escogida con diferencia para uso residencial en chalets o viviendas unifamiliares en Madrid. El sistema de apertura es similar al de las puertas basculantes con la diferencia de que éstas no pliegan y se quedan paralelas al techo conducidas por unas guías.

Por eso, para su instalación es importante disponer de la altura suficiente para colocar esa estructura que aunque no es muy alta, para garajes con techos algo bajos puede representar un impedimento.

Su estética y diseño es más limitado que una puerta construida de cerrajería o forja, pero si admiten una gran variedad de colores e imitaciones a madera que casi siempre hacen que sea un acierto encajar en cualquier tipo de vivienda.

Su motor es económico y son puertas muy fáciles de mantener. Además los paneles de las puertas seccionales que lo componen están preparados para permanecer inalterables durante muchos años sin necesidad de retoques de pintura. En general, son las puertas más resistentes en el tiempo en este tipo de usos, y sin duda lo más instalado en casas unifamiliares.

Abrir tu puerta de garaje utilizando tu smartphone como mando a distancia es posible, infórmate sobre nuestra App Controla Lasser y  convierte tu Smartphone Google Android o Apple iOS en una llave de apertura inteligente.

 

 

Puertas para comunidades de vecinos

elegir-una-puerta-automática

En el caso de las comunidades de vecinos, la casuística es algo diferente que en las viviendas unifamiliares, ya que el uso que se le dará a las puertas será mucho más intensivo, y además la elección del tipo de puerta tendrá que ser un consenso entre todos los propietarios.

Puertas de Garaje Basculantes o Levadizas

Se trata de puertas que basculan hacia arriba. Son adecuadas tanto para uso residencial como para uso industrial o comunitario, y es muy común encontrarlas en los accesos exteriores a urbanizaciones o entradas a garajes comunitarios.

El recorrido de la puerta es en vertical conducido por guías laterales en ambos lados de la puerta. Lo normal de este tipo de puertas es que se plieguen en dos hojas a 1/3 desde el alto de la puerta, pero también las encontramos terminadas en una sola hoja.

Éstas últimas se suelen instalar en viviendas particulares donde las dimensiones son algo más reducidas ya que no permiten un peso elevado, pero si es cierto que requieren más espacio que las seccionales, como ya hemos comentado más arriba.

Su mecánica se basa en un sistema de contrapesos que hace que la puerta suba cuando se acciona el motor. Por eso, su principal pieza de desgaste serán los cables de contrapesos.

El mayor peligro que puede presentar este tipo de puertas es que se rompan estos cables de contrapesos. Es difícil que una puerta caiga por rotura de cables, pero si nos puede dar un susto.

Para evitarlo, siempre hay que instalar un sistema de paracaídas o roldanas anticaída y por supuesto, llevar un mantenimiento adecuado, respetar la normativa aplicable a puertas (especialmente la norma UNE EN 13241-1) y contar con un Seguro de Responsabilidad Civil para estar dentro de la legalidad en caso de accidente.

Marcado CE, la homologación de su puerta

Por ello, obtener la homologación de nuestra puerta automática es el modo más seguro evitar accidentes y de protegernos en caso de que se produzcan, minimizando siempre los daños y evitando el mayor grado de responsabilidad.

El departamento de puertas automáticas de Lasser entrega documentación de la puerta, realiza un análisis de riesgos y crea un expediente técnico con el marcado CE, certificando la instalación actual.

Lasser y su departamento de puertas automáticas te puede asesorar y dar presupuesto sin compromiso del proyecto de homologación al Marcado CE de su puerta automática de Comunidad de vecinos.  Si necesitas más información o asesoramiento para la puertas de garaje automáticas para chalet y comunidades, ponte en contacto con nosotros a través del número gratuito 900 321 111 o rellena el formulario y nos pondremos en contacto contigo.