,

Los nuevos Canales de TDT siguen sin programación

Nuevos canales TDT en España se retrasan

A menos de cuatro meses de su teórica emisión, los seis nuevos canales de TDT, que adjudicó el Gobierno, siguen en pruebas. Salvo Atreseries, que ha comenzado ya sus emisiones con una aceptable cuota de pantalla, ninguna de las restantes ha dado a conocer ninguna información sobre cuándo saldrá a la luz.

Si hace unas semanas comentábamos los problemas que estaban teniendo para poner en marcha el proyecto, a día de hoy apenas ha variado la escena. Partiendo de la base que para poner en funcionamiento una nueva frecuencia televisiva se tiene que partir de un montante de unos 40 millones de euros, sólo Mediaset y Atresmedia dispone de ese capital para salir a parrilla de una forma segura.

Los hechos indican que el resto de cadenas van a confiar la evolución de la frecuencia y a la llegada de nuevas inversiones publicitarias, tras los primeros meses en antena. También tienen la esperanza de encontrar algún patrocinador antes de empezar a emitir en abierto, pero se antoja complicado hasta el momento.

Si desgranamos canal por canal, el más avanzado en este proceso es el de Secuoya con su proyecto D10. Según diferentes informaciones, la cadena necesita unos 60 millones de euros para lanzar el canal y están a la espera de si el fondo NMAS1, dueño de 51,2% de Secuoya Grupo de Comunicación S.A, les aprueba esta inversión. Lo que sí se conoce es que D10 tendrá una parrilla familiar, similar al estilo de Antena 3 y tendrá como exclusiva publicitaria a Pulsa. Lo que se desconoce por completo es en los programas que está trabajando así como como las productoras con las que se están llevando a cabo dichos proyectos.

Si D10 es el más avanzado, luego nos encontramos con Kiss TV, que es el más rezagado con el desarrollo de su apuesta televisiva. La cadena aún no tiene ningún programa montado, sólo ha dado a conocer el logotipo y el video promocional. También se conoce que el canal irá destinado al público joven y femenino, para así atraer una mayor inversión publicitaria.

En el caso de Real Madrid TV, el principal escollo se encuentra en quién producirá los contenidos del club que preside Florentino Pérez. Actualmente ese apartado lo gestiona Mediapro, pero Mediaset está pujando por hacerse con ese trabajo, con lo que Supersport le llevaría la parrilla de contenidos y Publimedia la publicidad.

Todo esto está llevando un considerable retraso en cuanto a dar formato al proyecto. En cuanto al nuevo canal de Mediaset, no se conoce nada. El hermetismo es patente y sólo se pueden sacar ligeras conclusiones sobre por dónde irán los tiros de la nueva frecuencia, puesto que Energy ha reajustado su programación, y sólo se centra en las series, con lo que se cree que el resto de esos contenidos que se emitían sumado a otros que se desconocen, irán al nuevo canal.

El caso de 13 TV y los dos canales de Unidad Editorial

La situación de 13 TV es a priori la más sencilla puesto que “sólo” tiene que mudarse de frecuencia y abandonar la que tiene alquilada a Unidad Editorial. Ese cambio de frecuencia implica nuevos costes de emisión, podría rondar los cinco millones de euros, con lo que el canal está retrasando el cambio todo lo posible. Ahora bien, cuando se produzca ese traslado, la idea de Unidad Editorial es vender sus dos frecuencias de canales de TDT al mejor postor.

Pese a tener alquilada otra de sus frecuencias a Discovery Max, el pensamiento de la empresa RCS Mediagroup es deshacerse de este negocio e ingresar el máximo dinero posible por ello. Podrían pedir hasta un máximo de 50 millones de euros por los dos canales.

 

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *